Rompiendo 5 mitos de la sexualidad masculina

Sexualidad masculina
arola-poch

 

Escrito por nuestra sexóloga Arola Poch

En un artículo anterior hablamos de mitos de la sexualidad femenina y si alguien pensaba que en la masculina está ya todo aclarado, pues no es así. También hay mitos, falsas creencias asociadas a como ellos viven y disfrutan de su sexualidad. Y aquí van algunos de ellos.

Mito 1: Los hombres siempre tienen ganas

Uno de los mitos más extendidos es ese que dice que los hombres siempre están dispuestos a tener sexo, que nunca dicen no. Y ya lo he dicho, es mito. Por supuesto que los hombres pueden tener momentos de bajo deseo sexual. La libido depende de diversos factores: el nivel de hormonas (la testosterona es la principal responsable del deseo), la situación personal (si estamos en momentos de estrés, por ejemplo, es fácil que el deseo no aparezca) y las circunstancias sociales (si discutimos con la pareja es posible que no tengamos ganas de mambo). Todo esto hace que las personas, hombres y mujeres, pasen por diferentes momentos respecto a su deseo sexual. En definitiva, en ellos también es normal que el deseo fluctúe y no esté siempre al mismo nivel.

Este mito trae como derivado a hombres que se sienten mal por no tener deseo o por tener menos que sus parejas femeninas. No hay que preocuparse si esto pasa. Simplemente hay que entender que el deseo sexual no depende tanto de ser hombres o mujeres, sino de que cada persona es diferente.

Mito 2: La erección tiene que ser permanente durante el sexo

En nuestro modelo sexual, el desempeño en hombres va unido a su pene y a la erección de este. Además de ser un error, esta idea se convierte en una losa para ellos. Porque implica que para que todo vaya bien, el pene tiene que permanecer erecto durante todo el encuentro sexual y este es otro mito a desmontar. Primero porque se puede disfrutar mucho del encuentro sexual sin que haya un pene erecto (¡hay más prácticas placenteras además de la penetración!). Y, por otro lado, porque es muy normal que la dureza suba y baje durante un encuentro. La erección no es un mecanismo automático que una vez conseguida se quede allí fija. Puede haber más o menos estimulación o puede que nos vengan pensamientos a la cabeza que afecten a la erección y esta baje. Pero todo lo que baja puede volver a subir. Con la estimulación adecuada, volviéndote a centrar en el encuentro y quitando falsas ideas de la cabeza, el pene puede volver a su máximo esplendor. Así que no te preocupes si no tienes una erección al 100% durante todo el encuentro.

Mito 3: La penetración es la práctica de mayor placer

Si habéis leído el artículo sobre mitos de la sexualidad femenina (y si no, no sé a qué estáis esperando 😉 ) veréis que el número 3 se repite. La penetración sigue siendo considerada el centro del encuentro sexual tanto para hombres como para mujeres. Coitocentrismo, se llama eso. Y, a pesar de que con esta práctica se estimula muy directamente el pene y a priori es una práctica placentera para ellos, hay también algunos a los que no les parece lo más y prefieren disfrutar dando sexo oral o recibiéndolo o chupando pies o masturbándose mutuamente. Si es tu caso, es normal porque las posibilidades en la erótica son muchas y cada persona tiene sus gustos.

Mito 4: El hombre es el responsable del placer en un encuentro sexual

Hay una frase mítica que decía “no hay mujer frígida sino hombre inexperto” y esto, que en su momento tuvo una lectura buena ya que daba importancia al placer de las mujeres, en realidad era una losa (otra más) para los hombres y en cierta forma también para las mujeres.

Si una mujer no se conoce, no sabe qué le gusta o cómo es su placer difícil lo tendrá cualquier otra persona para saberlo. Poner nuestro placer en manos de ellos hace que no nos responsabilicemos y eso es lo contrario a empoderarnos sexualmente. El placer, queridas, está en nuestras manos.

Esto, por supuesto, no quiere decir que cada cual tenga que ir a su aire. Quiere decir que vamos a compartir momentos y placeres siendo cada cual conocedor y responsable de conseguir su orgasmo.

Por otro lado, pensar que el hombre es el responsable del placer de las mujeres hace que estos vayan a un encuentro sexual con idea de “tengo que estar a la altura” y sentimiento de ir a pasar un examen. El sexo debe ser un momento divertido, de relajación y disfrute.

Mito 5: Los hombres no fingen en la cama

Según algunos estudios un 21% de hombres dice haber fingido un orgasmo alguna vez. El porcentaje sigue siendo más elevado en mujeres (alrededor del 55%, según algunos estudios, lo hace frecuentemente) pero si daba por hecho que los hombres nunca lo hacían, se equivocaba.

Los motivos para fingir un orgasmo son los mismos en ambos géneros: acabar antes, para que la otra persona no se sienta mal o por la propia inseguridad.

Si alguien se está preguntando cómo lo hacen los hombres para engañar a sus parejas (la eyaculación es una señal frecuentemente unida al orgasmo) que piense en el preservativo. Muchas veces el condón se convierte en el gran aliado para esconder una ausencia de semen: se quita rápido y a la basura.

Una manera en la que acabaríamos con este mal hábito de fingir orgasmos sería si nos creyéramos de verdad que llegar al clímax no es lo más importante en una relación sexual. Entonces, no pensaríamos que estamos hiriendo los sentimientos de nadie por no llegar al orgasmo ni tendríamos necesidad de fingir para sentirnos bien con nosotros mismos. Simplemente nos preocuparíamos de disfrutar, que debería ser el objetivo principal en cualquier encuentro erótico.

 

Recuerda que puedes dejarme tus consultas personales para que las resuelva (de forma anónima) en próximos artículos aquí.

No te olvides de que con el código de descuento AROLA10, tienes 10€ de descuento en toda la web de EasyToys, para pedidos iguales o superiores a 50€.

Arola Poch

Sexóloga

Arola Poch es psicóloga y sexóloga. Licenciada en Comunicación Audiovisual. Es experta en fetichismos y sexualidades no normativas. Imparte talleres de educación sexual para jóvenes y adultos, es profesora universitaria, tiene consulta de sexología y parejas. Cuenta con dos libros publicados “Las cosas claras” y “Lo normal es ser raro”. Colabora con frecuencia en medios de comunicación, entre otros, desde hace cinco años está semanalmente en Radio Nacional de España.

También te puede interesar

Responder o hacer una pregunta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

1 comentario

Fran333
abril 11, 2022 6:33 pm

Últimamente y debido a problemas de erección me ha dado por usar ropa femenina y no solo interior.
Con esto parece que me van un poco mejor las cosas aunque no lo que yo quisiera, pero si me ayuda en algo, mi pareja me apoya y no lo discute, ya que es consciente de mi bisexualidad.
Me podrías ayudar en alguna cosa para mejorar esto? te estaría muy agradecid@

Reply

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Etiquetas

¡Síguenos!